Cinco recomendaciones para escribir tu novela

Cuanto más escribo, más claro tengo que hay determinados trucos que ayudan a avanzar en el proceso de escritura de una novela. Son sugerencias sencillas basadas en mi experiencia, pequeños consejos que he probado y a mi me han funcionado. En este post quiero compartirte cinco recomendaciones para escribir tu novela.

  1. Ten claro el tema. ¿De qué vas a hablar en tu novela? ¿Qué le quieres contar a los lectores? Es importante que tengas enfocado el tema principal porque será el faro que te ilumine cuando estés atascado y no sepas cómo continuar. Cuanto más concreto sea el tema, mucho mejor. Y ten claros también los temas secundarios que pueden estar relacionados con el principal.
  2. Escribe primero el capítulo final. Una vez tengas escrito el comienzo, escribe el capítulo final. Sirve de GPS, para que tengas trazado el recorrido, el punto de origen y el punto de destino al que quieres llegar. No hace falta que lo tengas todo mega claro, pero sí cómo quieres que termine tu protagonista. Luego puedes cambiar y corregir en función del desarrollo de la novela. Pero tener un punto de llegada desde el principio es muy motivador y aspiracional.
  3. Ponte un plazo y comprométete públicamente con él. Si no te pones una fecha límite para terminar al menos el primer borrador de tu novela, lo irás postergando, procrastinando y nunca la terminarás porque tenemos muchísimas cosas más importantes que hacer en la vida. Ponte un plazo realista y cuéntaselo a tu pareja, familiares, amigos… Comprometerse con los demás, es una forma de motivarte a escribir.
  4. Lee, lee y lee. Todas las novelas que tengan relación con la tuya, con tu tema y con lo que estás contando, te pueden servir para ver cómo otros/as autores/as han resuelto dudas que te pueden surgir a la hora de presentar a un personaje, describir un ambiente, narrar la acción… Leer diferentes géneros también te ayuda a conocer otras voces, otros estilos de contar historias.
  5. Fórmate. Mientras escribes, nunca dejes de apuntarte a cursos y talleres. Estar siempre en continua formación y vinculado a grupos de personas que tengan tu misma pasión por la escritura, te ayuda a no sentirte solo y a no tirar la toalla. En internet, tienes un montón de contenidos gratuitos, por ejemplo, en mi blog y cursos de formación de diferentes temáticas.

Ahora dale al play si quieres conocer con más detalle las cinco recomendaciones para escribir tu novela. Si el tema te resuena, por favor déjame un comentario más abajo:

Espero que este vídeo te sirva de utilidad y muchísimas gracias por verlo.

Contenido relacionado:

}

Si te ha gustado, me harás muy feliz compartiéndolo con quien creas

que le puede interesar.

Parálisis por análisis en la escritura, ¿qué es?

Hace años trabajaba en una entidad financiera gestionando contenidos y Redes Sociales. En ese trabajo, cuando teníamos que lanzar un proyecto de creación de una nueva página web, sufríamos un síndrome conocido como «parálisis por análisis». Entraban en juego tantas variables y departamentos diferentes (Marketing, Producto, Desarrollo TI, Sistemas…) que llegaba un momento en el que no sabíamos muy bien por dónde avanzar. Nos quedábamos paralizados. Analizábamos cada punto hasta la extenuación y nos bloqueábamos. Vale, esto en el mundo empresarial parece claro, pero ¿qué es la parálisis por análisis en la escritura?

Este concepto me lo ha recordado un alumno de mi curso de novela que me comentó lo siguiente: Ya tengo las fichas de mis protagonistas y secundarios. Y ahora Nuria, ¿qué hago? ¿Sigo con las de los antagonistas o empiezo a escribir el primer capítulo? Mi respuesta fue: Arranca, tira millas.

En ocasiones, creemos que para comenzar a escribir nos hace falta tener más documentación, formarnos más, tener el mapa completo de la novela estudiado, trazar el recorrido de los personajes… Y sí, todo lo anterior está fantástico. Sobre todo si estás empezando a escribir, es importante que te pares a planificar antes de arrancar. Pero tener más herramientas no hará que te sueltes a escribir, porque a escribir solo se aprende escribiendo. La parálisis por análisis es una forma de procrastinación, de posponer el objetivo fundamental de nuestra escritura por miedos como el fracaso o el qué dirán.

Dejarnos de excusas y poner las primeras palabras de nuestra historia es la mejor forma de terminarla. Como en la vida, a veces las cosas no hay que pensarlas tanto, no hay que dar tantas vueltas a la cabeza. Si hay algo que te está obsesionando y necesitas contarlo, lánzate. Luego ya tendrás tiempo de corregirla y revisarla. Lo bueno de la escritura, a diferencia de la vida, es que puedes escribir todos los borradores que te hagan falta.

Ahora dale al play si quieres saber con más detalle qué es la parálisis por análisis en la escritura. Si tienes cualquier consulta, por favor déjame un comentario más abajo:

Espero que este vídeo te sirva de utilidad y muchísimas gracias por verlo.

Contenido relacionado:

}

Si te ha gustado, me harás muy feliz compartiéndolo con quien creas

que le puede interesar.

¿Eres escritor de mapa o de brújula?

La semana pasada en el curso de novela que imparto en Sevilla, los alumnos estaban trabajando la escaleta de contenido de sus historias. Algunos de ellos me miraron un poco asombrados y desbordados: Nuria, ¿cómo voy a detallar lo que ocurre en todos los capítulos si todavía no sé muy bien qué va a pasar? Tengo el principio y el final pero lo demás… puf, no sé, dejo que el protagonista actúe y voy escribiendo sobre la marcha. Y así es como surgió el debate de: ¿eres escritor de mapa o de brújula?

¿Cómo? ¿Qué es eso?

Vale, vayamos por partes, les dije, una escaleta definida y planificada desde el principio, antes de ponerse a escribir, no vale para todo el mundo. Porque escribimos como somos. Igual que hay personas más estructuradas y organizadas, también hay escritores que prefieren tener todo el recorrido trazado antes de empezar el viaje de la escritura. En cambio, otros prefieren dejarse llevar por la aventura de escribir.

¿Sois escritores de mapa o de brújula?, les pregunté. Me miraron como la vaca al tren. Así que les conté qué diferencias hay entre unos y otros. Y les lancé una recomendación: si estás escribiendo tu primera novela, te conviene sentarte antes a planificar la estructura para no llevarte luego sorpresas desagradables una vez que has escrito unas cuantas páginas. Aunque lo ideal es ser un escritor mixto: planificar el recorrido y dejarte llevar por las acciones de los personajes. George R.R. Martin, en lugar de mapa o brújula, los llama escritores arquitectos y jardineros, que, la verdad, me parece mucho más romántico.

Escritura de mapa

Escribir de esta forma implica saber el punto de partida, el destino y tener clara la ruta que vamos a seguir en nuestro camino. Es como planificar un viaje antes de coger el coche. ¿De dónde saldré, a dónde quiero llegar, por qué puntos tengo que pasar en mi recorrido? Tiene sus ventajas y sus inconvenientes:

Ventajas:
  • Tienes preparada la novela antes de ponerte a escribirla, luego no te llevarás sorpresas por el camino.
  • Sabes a dónde vas y te ahorras tiempo si vas a sentarte a escribir todos los días.
  • Controlas la escritura y la voz del narrador desde el principio hasta el final.
  • Puedes ver dónde falla tu historia porque tienes todos los puntos marcados.
Inconvenientes:
  • Demasiada planificación puede ahogar la creatividad y la frescura de la improvisación.
  • Puedes cansarte de la idea inicial antes de ponerte a escribir.
  • El trabajo de planificación te quitará trabajo de escritura.

Escritura de brújula

Este tipo de escritura permite saber dónde está el norte, es decir, tener más o menos una idea aproximada de lo que se quiere contar, y luego dejarse llevar. Pero sin una planificación previa, escribiendo según se va andando el camino. Tiene también sus ventajas e inconvenientes:

Ventajas

  • Es una escritura más creativa y espontánea.
  • Da lugar a historias menos rígidas y encorsetadas.
  • Sigue el impulso creativo y se deja llevar por la primera idea «feliz» que surja.

Inconvenientes

  • Necesita un mayor trabajo de revisión y corrección, dado que no hay una planificación previa.
  • Es más fácil bloquearse porque una vez que se termina la trama de la primera idea, luego ya no hay un plan para continuar.
  • Si te das cuenta de que has equivocado la ruta cuando ya has llegado a la mitad del camino, es más difícil virar el barco y tendrás que comenzar de nuevo.

Ahora dale al play si quieres saber con más detalle si eres un escritor de mapa o de brújula. Si tienes cualquier consulta, por favor déjame un comentario más abajo:

Espero que este vídeo te sirva de utilidad y muchísimas gracias por verlo.

Contenido relacionado:

}

Si te ha gustado, me harás muy feliz compartiéndolo con quien creas

que le puede interesar.

¿Qué extensión deben tener los capítulos de una novela?

A veces me llegan por email algunas consultas sobre técnica narrativa que me dejan un poco asombrada. Quizá porque yo doy por hecho determinada información que ya tengo asumida por mis años de experiencia. Pero me doy cuenta de que hay un montón de dudas que no debería dar por sabidas. Por ejemplo, ¿qué extensión tienen que tener los capítulos de una novela?

En el vídeo de esta semana he hecho un recopilatorio de cuatro consultas que me han llegado en enero de suscriptores del canal de YouTube y de alumnos de mi curso de novela.

Resuelvo las siguientes dudas:
  • ¿Qué extensión tienen que tener los capítulos de una novela? No hay un extensión mínima, ni máxima. Habrá capítulos de una sola página y otros de veinte. Todo depende de la trama y el ritmo. Lo que sí tienen que estar bien definidas son las escenas.
  • ¿La figura del antagonista puede ser «algo no físico»? Por supuesto, el antagonista puede ser un ser físico, puede ser un condicionante mental (miedo, inseguridad, desconocimiento…) o un dios-demonio no visible que maneja los hilos de los personajes. Si tu novela tiene todos estos elementos, perfecto. Lo importante es que sepas que el antagonista siempre se opone a los deseos y los objetivos del protagonista.
  • ¿Se puede transformar un guion de un cortometraje en una novela? Se puede, pero necesitarás añadir muchísimo más contenido. Para eso es importante que hayas perfilado bien a tus personajes. Si lo sabes todo de su «vida» podrás utilizar elementos de su pasado, por ejemplo, para ampliar el argumento y tener más hilos con los que construir nuevas tramas.
  • ¿Cuál es la trama más interesante: un thriller de misterio con fantasmas o un drama social realista? Pues depende. Siempre a gusto del autor/a. ¿Qué te apetece más escribir? Ten en cuenta que pasarás mucho tiempo metido/a en esa historia, luego asegúrate de que te resulta atractiva. No pienses en el qué dirán los lectores, piensa en lo que te gustaría leer a ti y cuál es la historia que te resuena.

Ahora dale al play si quieres saber con más detalle qué extensión deben tener los capítulos de una novela y otras dudas «peludas». Si tienes cualquier consulta, por favor déjame un comentario más abajo:

Espero que este vídeo te sirva de utilidad y muchísimas gracias por verlo.

Contenido relacionado:

}

Si te ha gustado, me harás muy feliz compartiéndolo con quien creas

que le puede interesar.